Facebook Twitter Google +1     Admin

¿Coincidencias históricas? Ojalá

20090613124934-chalo.jpg

Seamos optimistas, pensemos que esta tarde, a las 19.15 de la tarde el CD Tenerife ya es equipo de Primera, condición que incluso sin haber empezado el partido la tiene. El empate le sirve, aunque conociendo a Oltra y la posibilidad de coronar la cumbre como primero de Segunda, los tres puntos viajarán en business class desde Montilivi a la isla. No tocará sufrir como en los dos últimos ascensos, aquella promoción con el Betis (resuelta con más facilidad de lo previsto) y el choque en el campo de Butarque, frente al Leganés, con el gol de Hugo Morales y que dejó a mi Atleti fuera de los tres puestos de privilegio. Ahora, en el caso de un tropiezo inesperado en Gerona, queda en la recámara la bala del partido contra el Castellón y además en el Heliodoro Rodríguez López.

Pero bueno, esquivando los hipotéticos imponderables que suelen darse en el mundo del deporte, lo cierto es que he reparado en un dato estadístico, casi histórico, que podría depararnos una larga temporada de felicidad a la gran familia blanquiazul. A saber, la primera vez que se logra traspasar la barrera de Segunda se produce en la temporada 1960/1961 y el equipo sólo puede disfrutar de un año en la élite, bajando en 1962. El siguiente salto se produjo en la campaña 1988/1989 y el conjunto blanquiazul permaneció una década en Primera, con dos presencias en UEFA (93/94 Y 96/97) amén de una semifinal de Copa ante el Celta de Vigo (1994). El descenso se produjo en 1999 y de nuevo, en el 2001, se produce el tercer ascenso a la máxima división, aunque su paso volvió a ser tan efímero como en los albores de la década de los sesenta. Ahora, en 2009, parece que no hay nada que impida regresar a la liga de las estrellas y aquí viene la coincidencia histórica. Las dos veces que subió en un año acabado en uno (1961 y 2001) sólo permaneció un curso, mientras que la vez en la que se ha producido el salto en nueve (1989) la estancia se prolongó por diez campañas. Ojalá y se cumpliera el aserto estadístico, ya no sólo por el ascenso, sino por los años que pudiera estar entre lo más granado del fútbol español.

Evidentemente, todos hemos de ser conscientes de que no va a ser una empresa fácil la permanencia de cara al año que viene. Hay que tener claro que Real Madrid y Barcelona serán un mundo aparte, con un segundo escalón inalcanzable (Sevilla, Valencia, Villarreal, Atlético de Madrid), pero el resto de equipos estarán, más o menos, a nuestra altura. El Málaga, sin ir más lejos, debe ser nuestro ejemplo, recién ascendido e incluso llegó a acariciar en algunos momentos la posibilidad de hasta pelear por meterse en la Liga de Campeones. Pero bueno, paso a paso, primero a certificar en Gerona el ascenso, luego a intentar ser campeones y después ya vendrán las preocupaciones por conformar un plantel de garantías de cara al año que viene. No obstante, ojalá que las coincidencias históricas, estadísticas y hasta la numerología se ponga de nuestra parte.

Comentarios » Ir a formulario

gravatar.comAutor: Lewis Rogers

Los investigadores de cualquier clase siempre suelen decir que las coincidencias no existen, sino más bien que al ser humano le gusta buscar similiudes para crear un patrón del cual poder fiarse (cosa errónea porque fiarse de un patrón también se las trae y más a estas alturas de la película). El Tenerife retorna a la Primera División más que nada por merecimientos, por haber sido un equipo sólido, por no ser cuestionado en los tres últimos meses de competición, algo poco menos que increíble en esta isla de Dios, y por resolver todas las situaciones con gran naturalidad. El éxito de esta 2008-2009 puede acabar incluso con la insignia de campeón, si el domingo que viene es capaz de derrotar al Castellón. Discrepo, amigo Juan, en lo que nuestro reflejo debe ser el Málaga, pues el Tete es el Tete y nada más. Siempre es difícil mantener una categoría que se acaba de alcanzar, pero con los mimbres necesarios, el tesón, la ilusión y la suerte, todo es posible. El Tenerife fue capaz de llegar a las competiciones europeas, ¿por qué no repetir esos precedentes? Todo es posible y en el mundo del fútbol aún más.
P.D.: El que aparece rematando en la foto es Chalo, un pequeño delantero grande de corazón y de fuerza. El Nino de hace unas décadas.

Fecha: 14/06/2009 15:24.


Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris