Facebook Twitter Google +1     Admin

PPánico a comunicar

20120526102922-6053-rajoy-en-youtube-2.jpg

Lo cuenta Ketty Garat en su fabuloso libro 'Bajo las alfombras del Congreso' y en una imperdible entrevista en Periodista Digital. "Rajoy ha hecho bueno a Zapatero en materia o en política de comunicación". Sí, el presidente del Gobierno, el líder omnipotente del Partido Popular, disculpen ustedes, se ha convertido en el Jim Carrey español en una versión propia del dandismo de 'Liar Liar' (Mentiroso Compulsivo). Lo que realmente fastidia no es que haya subido impuestos, sino que justamente haya actuado en contra de su discurso, además desde el minuto uno de la legislatura. Con esos inicios, ¿quién puede creer al presidente de aquí a finales de 2015? Pues muy pocas personas. Y es que la política es como las relaciones de pareja, lo que mal empieza, mal acaba. Los engaños no son plato de buen gusto para nadie, a no ser que al susodicho o a la susodicha le guste ir presumiendo de cornamenta.

Pero a lo que iba, la periodista Ketty Garat refleja perfectamente en una frase lo que es a día de hoy el Partido Popular y, en especial el Gobierno, una organización temerosa de hablar, que cuando se decide a contar algo no sabe transmitirlo, que tiene errores de bulto a la hora de comunicar cualquier noticia, que los ministros se contradicen a sí mismos y, quizá lo más importante, que el presidente, Mariano Rajoy, no comparece en sede parlamentaria desde hace meses y las cosas, como diría el no menos genial Hermann Tertsch, no se explican por sí solas, hace falta que alguien dé la cara en el Congreso y ante los medios de comunicación para decir que se está haciendo esto, lo otro y lo de más allá. Pero en el PP, insisto, no entienden el valor de la comunicación, de la buena comunicación, claro.

De todas maneras, tampoco parece que al PP le preocupe en exceso esta situación, sobre todo porque, pudiendo haber nombrado ya a un presidente para la Corporación RTVE, Rajoy prefiere seguir mareando la perdiz en relación a la cuestión de renovar los cargos y, de momento, ya le colaron a la señora Julia Otero con las ‘Entrevistas a la carta’ y a este paso le pueden poner a todo el equipo del felipismo, es decir Enric Sopena, María Antonia Iglesia, Fernando Delgado o Tom Martín Benítez.

Y es que, visto lo visto, el PP parece más satisfecho cuando está en la oposición que cuando está en el poder. Estando en la bancada roja, a los de Génova se les enciende la bombilla de las ideas, pero cuando están en los escaños azules la única luz que les brilla es la del pánico. Y así llevamos seis meses de legislatura, en medio de titubeos, contradicciones, silencios y alguna que otra nacionalización.

Comentarios » Ir a formulario



No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris