Facebook Twitter Google +1     Admin

¿Disientes? Te sacamos arrastras: así trata Podemos a discrepantes como Alberto Casillas

No voy a ser un defensor de Alberto Casillas, el camarero que hace tres años saltó a la palestra por acoger en su bar a un grupo de manifestantes de la plataforma 25-S que previamente habían agredido e insultado a varios policías. Este señor parecía un germen de Podemos, un antisistema de tomo y lomo que se fue paseando por todos los mingitorios mediáticos galleando y alardeando de su hazaña. De hecho, tiraba con bala contra el Partido Popular por entender, no sin razón, que había entrado en Moncloa con un programa y estaba aplicando otro diferente.

Sin embargo, Casillas, que había venido de Venezuela y conocía los tejemanejes que habían perpetrado los de la pandilla de Podemos con el beneplácito del chavismo, empezó a denunciar las atrocidades del régimen y empezó a presentarse en los actos que hacían Iglesias o Monedero. Fue, por ejemplo, muy significativo como el de la coleta se negaba a condenar a ETA en aquel desayuno del Ritz y como al final era echado del salón e incluso increpado por Monedero.

Curiosamente, ya empezó a ir a otras televisiones (las que le jalearon al principio, como la de Cintora, ya no les servía este hombre a su causa) y denunció lo que pasaba en Venezuela y como la muchachada podemita estaba detrás de esa dictadura chavista y cómo podían aplicarla aquí a poco que el votante español siguiera empeñado en darle su voto a los populistas. Meses después del incidente del Ritz también fue echado del Ateneo de Madrid por cantarle a Monedero las cuarenta a cuenta de Venezuela.

Y ahora, en la surrealista rueda de prensa de Monedero de este viernes 20 de febrero de 2015 para no dar explicaciones de sus asesorías (lo que hizo fue dar un mitin) sus sicarios, previo aviso a la Policía, se llevaron arrastras al camarero por ponerse, eso sí, hecho un basilisco. Pero es verdad que Casillas no es periodista, él está sufriendo el drama de su familia que tiene en Venezuela y sabe que mientras los golfos de Podemos se lo llevan crudo del régimen bolivariano, sus hijos no tienen ni para estudiar ni para poder venir a España. Pero esa es la ‘democracia’ de Podemos, al que disiente, a sacarlo a patadas o a arrastrarlo por el suelo. 

Comentarios » Ir a formulario



No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris