Facebook Twitter Google +1     Admin

Guachinche Goya o cómo comer de cine en La Matanza

20140828011646-matanza.jpeg

Comer excelentemente, con calidad y poder levantarse de la mesa con la sensación de haber hecho la mejor elección no siempre tiene que estar casado con dejarse en un establecimiento una morterada de dinero. La isla de Tenerife, especialmente en su comarca norte, tiene una infinidad de restaurantes rústicos denominados guachinches en los que uno puede almorzar o cenar por una más que módica cantidad, amén del trato amable con el que tratan a cada cliente, una atención más que familiar, ya que se trata de negocios que, salvo excepciones contadas, son llevados directamente por la familia.

Evidentemente, son templos de la restauración que no se van a poder localizar en la guía Michelín e incluso, en ocasiones, siquiera en las Páginas Amarillas, son lugares que han ido cobrando fama gracias al boca a boca, de clientes satisfechos que han ido recomendándoselos a sus amistades. En ocasiones es difícil poder encontrarlos a la primera, ya que están en zonas de medianías, lejos de las carreteras principales, pero en caso de estar perdido cualquier de los lugareños sabrá indicarle a la perfección dónde se encuentra el restaurante en cuestión.

En esta ocasión, nuestra visita fue al guachinche Goya, en La Matanza de Acentejo, un lugar especializado en carnes, especialmente la chuleta de cuello, cordero, ternera, pulpo, bacalao encebollado o los clásicos entremeses a base de garbanzas, queso, croquetas, ensalada. El vino, de cosecha propia, un poco fuerte, pero que asienta perfectamente con unas carnes muy contundentes y jugosas. Todo esto, unido al postre y al café no le supone a cualquier comensal más de 12 euros y la satisfacción de haber hecho una elección adecuada.

Les sorprendería la cantidad de extranjeros que buscan este tipo de establecimientos y también los dueños de locales que intentan hacer pasar su caro restaurante como si fuese un guachinche, algo que llevó en su momento al Cabildo de Tenerife a intentar crear una especie de federación de guachinches para evitar, precisamente, el intrusismo, aunque el proyecto quedó en agua de borrajas. Si desean disfrutar de unas vistas excepcionales y de unos platos excelsos, el guachinche Goya es una sabia elección. Este local se haya ubicado en calle del Montañés 35, en La Matanza de Acentejo. Los lunes cierra y abre de martes a domingo de 12.30 hasta las 23 horas.

Calle del Montañés, 38370 La Matanza de Acentejo

Comentarios » Ir a formulario



No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris