Facebook Twitter Google +1     Admin

Se muestran los artículos pertenecientes a Agosto de 2011.

La JMJ y los piojosos del 15-M

20110801160454-jmj.jpg

Los piojosos del 15-M ya no saben qué hacer para seguir, como diría aquella mononeuronal de Sofía Mazagatos, en el ‘candelabro’. Después de reventar económicamente a los comerciantes de la Puerta del Sol y las calles adyacentes, de ocupar las vías de manera ilícita e ilegal porque, para empezar, no realizaron la pertinente comunicación a la Delegación del Gobierno en la Comunidad de Madrid, y de enfrentarse a la Policía para que un sin papeles fuese por todo el morro en el metro o para frenar unos desalojos, ahora estos ociosos de la vida, estos parásitos sin más horizonte que el de vivir del cuento, la han tomado con la Jornada Mundial de la Juventud.

A mí hace gracia que estos elementos que presumen de carecer de ideología, tienen, sin embargo, muchas cosas claras, sobre todo el manual de estilo del comunismo del más rancio abolengo. Abajo la propiedad privada, todo es de todos, la Iglesia no existe y el sistema actual es una m…., pero lo curioso es que los que no quieren una sociedad jerarquizada son luego ellos los primeros en autonombrarse jefes y delegar la comunicación de las acampadas y cortacirculaciones en tres portavoces. Es más, pobre del periodista que trate de sonsacar información a otros acampados no autorizados por estos Che Guevara de pacotilla, no te fusilan en un paredón de auténtico milagro.

Lo cierto es que dentro de dos semanas gozaremos los que somos creyentes de la Jornada Mundial de la Juventud, de la visita de Benedicto XVI y de ese mensaje que dejará para seguir fomentando y promocionando una juventud alejada de esos falsos mitos y modelos que se pueden apreciar en nuestra sociedad a diario. El camino del éxito no es que sea largo, sino también tortuoso, requiere de sacrificios, de austeridad, de no cargar con una mochila cargada, tanto en sentido literal como moral. La recompensa que nos aguarda es infinita y sumamente valiosa, pero el precio que se nos pide a cambio es no caer en la abulia, en la pereza, en la comodidad, en el atajo del tranque y del delinque.

¿Merece la pena el esfuerzo diario al que nos invita Su Santidad? Claro que sí. Lo fácil es imbuirse en esa vida de haraganes, en ese hatajo de vagos sin más retos que el de vivir al día, sin pensar siquiera en que será de sus vidas la hora siguiente, pero esa no es la solución, eso es sólo un parche infecto para escapar de los problemas y ante las dificultades hay que crecerse y encararlas. Si la juventud que está inmersa en el 15-M es lo que algunos entusiastas llaman el espíritu regenerador de España, ¡qué baje Dios y lo vea! Además nunca mejor dicho.

Ginés Meléndez, el sentido común con un par

20110802165535-gines.jpg

Chapeau, genial, magistral, sencillamente formidable. La actuación de Ginés Meléndez, seleccionador español de la sub-19 de fútbol al quitarle al jugador Juan Muñiz la bandera asturiana antes de ir a recoger el título de campeones ha sido toda una lección de lo que otros técnicos debían haber hecho en su momento. Le guste o no a esos autonomistas-nacionalistas independentistas convencidos, cuando una selección española está sobre el campo, representa eso, a una nación, a todo un país. Claro que hay asturianos, vascos, catalanes, gallegos, andaluces o madrileños, pero todos reman bajo la misma bandera, la rojigualda y me parece una memez absoluta salir con una enseña que, en ese momento, no se está defendiendo sobre el terreno de juego.

Meléndez, con perdón, los ha tenido bien puestos para salir a la palestra y quitarle la bandera asturiana, que es exactamente lo mismo que tuvo que haber hecho Luis Milla hace tan solo unas semanas cuando Iker Muniaín salió a hacer el espantapájaros con la ikurriña o, peor aún, el jugador canario Pedro, que, tras ganar España el Mundial, no sólo no se conforma con no salir ondeando la bandera española, ni siquiera la canaria constitucional, sino que me saca a relucir el trapo inmundo de las siete estrellas verdes. Cierto es que en medio de todo el jolgorio, a veces no es fácil estar atento a todos los detalles y encima no le íbamos a pedir a Del Bosque que, después de conducirnos al mayor de los éxitos en nuestro balompié, encima se enfundase el disfraz de sheriff, pero es evidente que el paletismo-nacionalista impera en nuestro deporte.

Por eso, es más que reseñable lo que ha hecho Ginés Meléndez, un experto, todo un zorro de los banquillos, que sabe perfectamente que por la unidad se llega a lo más alto y cuando presenció la mamarrachada de salir con una bandera que en ese momento no representaba a la Selección Española, no dudó un solo instante en ir hacia el jugador y quitársela, además sin miramientos. Ya era hora que alguien hiciera los deberes en este aspecto, que se acabase con esa bobería de catalanes, madrileños, valencianos, gallegos o andaluces. España somos todos, desde Canarias, Ceuta y Melilla al poblado más recóndito del Valle de Arán.

Y sé que habrá quien me tilde de intolerante, retrógrado, totalitarista y hasta fascista, pero ante esas hipotéticas acusaciones yo les invito a hacerse la siguiente reflexión. Repasen ustedes la videoteca y observen cuidadosamente las celebraciones de la selección estadounidense de baloncesto o las de Brasil, Francia, Alemania, Italia, Argentina o Uruguay, ¿han visto a alguien con otra enseña que no sea la de su país? ¿han visto a alguien con la bandera de California, Pernambuco, Alsacia, Renania, Toscaza, Salta o Montevideo? ¿Verdad que no? Pues eso, dejémonos de mamarrachadas, así que chapeau a Ginés Meléndez por su valentía, gallardía y, en especial, por eso fino sentido común, que no es nada fácil tal y como andan los tiempos por estos lares.

Triple dosis de jarabe de palo

20110803115453-sol-desalojo.jpg

Los españoles debemos ser idiotas. Sólo de esta manera se puede explicar que en un Estado de derecho asistamos impasibles a la toma de calles y plazas por parte de un grupo de piojosos y vividores del aire sin que la policía pueda hacer mucho más que acordonar esos foros públicos y, a lo sumo, desalojar a estos jetas, pero haciéndolo con mucho cuidado, mimo y dedicación, no vaya a ser que en la maniobra del desahucio contemplado y tasado por la ley se vaya a desarmar y desmontar alguno de estos sujetos perroflautistas.

Lo cierto es que a estas horas de la mañana aún no consigo asimilar la astracanada que hemos vivido en la capital de España. Resulta que, por un lado, los agentes policiales consiguen desalojar definitivamente la infecta acampada que estos mamarrachos tenían implantada en la Puerta del Sol, pero poco después, ya en la tarde-noche, estos indignados de cartón se rebelan y dicen que hay que tomar la plaza madrileña porque dicen que es suya…¡y de todos! Aquí es donde se ve y donde subyace ese comunismo que intenta igualar a todos, que prescinde de la propiedad privada, pero en realidad todos ansían ese poder de pertenencia y ahora salen con la gilichorrada de que la Puerta del Sol es de ellos. ¡Toma castaña!

Por suerte, el cordón policial evitó que volviesen allí con las quechua y los cuatro tablones (los de madera y los etílicos), pero también jeringó al resto de los ciudadanos, los que nos consideramos normales, porque no se pudo acceder a Sol ni a pie ni por transporte, ya que hasta las propias estaciones quedaron clausuradas. ¿Y los comerciantes de la zona? Pues una vez más a pagar las acciones de estos cuatro indignados que tienen Madrid patas arriba.

Y claro, los efectivos policiales realizan una labor encomiable, pero los agentes son los que son, limitados y no pueden descuidar los otros problemas que se generan en una gran ciudad, así que esa falla logística la aprovecharon los del clan del perro flauta para irse a la Plaza Mayor, tomarla y quedarse allí a disfrutar de la noche madrileña, para sorpresa, horror y asco de que quienes pasaban por allí o, simplemente, disfrutaban de una deliciosa cena a albur de una geografía celeste estrellada.

Lo peor de todo es que estos sujetos van a seguir así hasta que no se les recete el jarabe de palo, algunos además requieren triple dosis. Aquí no es una cuestión de ser o no ser violento, se trata lisa y llanamente de cumplir con la ley y si usted y yo no podemos ocupar mañana mismo la mitad de la calzada de la Gran Vía porque, en primer lugar, nos atropellaría el primer coche que pase o nos echaría amablemente un agente de policía (y si nos negásemos, multa al canto), no entiendo por qué a estos elementos se les ha dejado llegar tan lejos. En fin, aún me acuerdo de las palabras del ya candidato del PSOE cuando aún ejercía de ministro del Interior y soltó aquella perla en vísperas de la jornada de reflexión sobre el campamento piojoso del 15-M: “La Policía está para dar soluciones, no para crear problemas”. Queda claro cuál fue la solución, ¿no?

No tiene abuela

20110804120504-rubalcaba-parquimetro.jpg

La asociación mundial de abuelas está hondamente preocupada por la carencia que parece sufrir el candidato socialista. Alfredo Pérez Rubalcaba está demostrando por activa y por pasiva que no tiene abuela. No sólo se autoproclama líder absoluto del PSOE, sino que además dice que es el mejor y se jacta de que hubiese querido primarias porque, aunque ya tiene el puesto que ansiaba, asegura que hubiese ganado a Carme Chacón o a quien se hubiese puesto por delante. Lo dicho, el de Solares no tiene abuela ni quien se la ponga.

Lo cierto es que estoy viendo muy gallito a un aspirante que, por mucho que lo quieran revestir de una nueva identidad, ahora es RbCb, ya tiene mucha historia tras de sí, sobre todo la relacionada con los Fondos Reservados, con el GAL, con el Faisán o con un sistema educativo destructor. Rubalcaba actúa como un perfecto químico, tratando de presentar como nuevo lo que es ya una fórmula inventada hace tiempo. El candidato de Ferraz es como el formato de la Pepsi que, justo al contrario de la Coca Cola, cambia continuamente, se renueva, se muta su apariencia externa, pero la esencia, lo que es el producto en sí, sigue siendo la misma, por eso no es de extrañar que entre las apetencias de los consumidores, la Coca Cola siga siendo la elegida. Es como el Cola Cao y el Nesquik, no hay color…ni sabor.

Rubalcaba no puede ser un candidato fiable, pero eso no es garantía de que el contrincante, Mariano Rajoy, tenga un camino plácido hacia la Moncloa. Si por algo se caracteriza el ‘dedosignado’ por el socialismo es precisamente por ser un experto de la dialéctica, en retorcer verbalmente la realidad. Si le preguntan por el Faisán, puede acabar refiriéndose a las Guerras Médicas y echando la culpa de todo al Partido Popular. Sí, así se las gasta Alfredito.

Y si aún existe algún incauto que cree que Rubalcaba personifica todos los valores que ahora debe de tener un líder, no se pierdan la escenita del Skoda Rojo. Un señor que lleva años sin bajarse del coche oficial o del partido pretende hacernos creer que es un automovilista ejemplar, que conoce la mecánica de pago de los parquímetros y está preocupado por las víctimas de los accidentes de circulación. Pero, ¿de qué va este hombre ahora si cada vez que ha podido ha tirado de Falcon? Lo peor de estos personajes que no tienen abuela y que son más chulos que un ocho es cuando intentan revestirse de aparente modestia y humildad. Se nota tanto la falsificación como los billetes de 3 euros.

Café con porras

20110805110549-indignados.jpg

¡Por fin! Ya era hora. Más vale tarde que nunca, pero por fin la Policía comienza a poner las cosas en su sitio. Esta panda de elementos piojosos, malolientes, abyectos, subversivos, antisistemas, vagos por excelencia, caraduras de profesión y tranquistas profesionales ve como el chollo de jeringar la vida de los ciudadanos normales y corrientes se les acaba. Cierto es que nunca se les debería haber concedido tales prebendas, que desde el minuto uno a estos sujetos tendrían que haberles desmontado el infecto campamento de Sol y de otras ciudades. Nada de contemplaciones, a porrazo limpio si así fuese necesario. No es posible que cuatro mangutas se crean con el derecho de alterar la vida de una ciudad para reivindicar no sé que chorradas, porque eso es lo que llevan haciendo desde el 15 de mayo, clamando por naderías.

Como madrileño considero que ha llegado el momento de decir basta, que esto se acabó, que si aquí tiene que haber un grupo de indignados de verdad son los comerciantes de Sol y de las calles aledañas que llevan tres tardes consecutivas viendo como la caja registradora se queda a cero porque no entra nadie a sus tiendas. La Policía ha tenido que acordonar la zona, los trenes de Metro y Cercanías no paran en la estación de Sol, los turistas andan más perdidos que un pulpo en un garaje, no entienden qué está pasando y mientras un grupo de chinches con dos piernas pasean calle arriba y calle abajo con pancartas del peor gusto posible y hasta amedrentando a las personas que los miran mal, cosa que no me extraña, porque es que las pintas que llevan son para eso, para mirarlos…pero con el mayor de los ascos y de los desprecios.

Ahora estos mangantes y estos jetas de la buena vida sin dar un palo al agua se han propuesta reventar la Jornada Mundial de la Juventud. El jueves en la tarde, en plena calle Preciados habría un grupo de unas cien personas con pancartas y lemas totalmente deleznables. Lo más bonito que le decían a Benedicto XVI es que se fuese de botellón, que la calle no era suya y que era un violador y un pederasta. Lo curioso de todo es que esta gentuza, porque además no merecen otro calificativo, aún no han reclamado un empleo, reivindican generalidades, obviedades supinas, pero nada de propuestas concretas. Sólo saben romper cosas y sistemas, quieren imponer sus normas, por muy absurdas y disparatadas que sean.

Por suerte o por agotamiento máximo de la paciencia policial, a quienes ayer jueves les empezaron a romper su cara…dura fue a ellos. Ya estaba bien de burlas, de chanzas, de creerse que los policías eran meros monigotes de feria que se colocan ahí para ser estigmatizados. Pues no, la ley y el orden tienen que imperar necesariamente y, evidentemente, la compulsión sobre las personas ha de ser el último recurso, pero es que con una panda de impresentables era la única solución posible. Seguro que más de uno ya no va a querer desayunar café con porras…al menos por un tiempo. Incluso, es posible que a alguno le hayan colocado las neuronas en el sitio correcto.

Rendición y debilidad frente a los radicales

20110806102848-dolores-carrion.jpg

Lo han conseguido, aunque tampoco era descartable que lo lograsen. La debilidad y la endeblez de este Gobierno en funciones ha provocado que claudique ante los violentos y al final vuelvan a invadir la Puerta del Sol. Dice la delegada gubernamental en la Comunidad del Madrid, una tal Dolores Carrión, que se les permite el acceso, pero no así que acampen…veremos a ver hasta cuándo. Es obvio que este Ejecutivo pretende hacerse querer por los indignos o, por lo menos, no enervarles más de la cuenta, no vaya a ser que el batacazo electoral sea mucho mayor del que ya se espera.

Verdaderamente, el gabinete de Zapatero, siempre manejado en la sombra por Alfredo Pérez Rubalcaba, incluso ahora más desde que es candidato del PSOE, ha mostrado un patrón común a lo largo de estas dos legislaturas, cuanto más se ha radicalizado los extremistas, más concesiones que se les han hecho y no hablo solamente de estos sujetos abyectos del 15-M a los que la señora delegada del Gobierno con apellido de vino barato y peleón ha permitido celebrar como un triunfo lo que es un bochorno para nuestra sociedad. Hay muchos más ejemplos de la cobardía de este Ejecutivo.

Hemos presenciado, por ejemplo, la doblez de Zapatero y comparsa con el entorno etarra. Se ha llamado hombres de paz a auténticos sicarios, a sanguinarios nada arrepentidos, a gentuza que sólo sabe hablar con el lenguaje de la goma 2 y del tiro en la nuca. A esos a los que nunca se les iba a dejar volver a as instituciones, hoy dominan gran parte de las Vascongadas y parte de Navarra, en cuestión de meses tendrán de tres a cuatro diputados en el Congreso y dentro de año y medio es posible que gobiernen o cogobiernen en el Parlamento vasco porque así lo ha querido este Gobierno socialista. Bildu es Herri Batasuna, es decir, la ETA que ahora no mata, pero a la que le faltan cuatro días para volver a cometer asesinatos.

Y claro, cuando el Gobierno es débil con los de dentro, mejor ni les cuento lo que pasa de cara al exterior. Nos toman el pelo, en Europa no tenemos ni media consideración, los grandes líderes, Merkel, Sarkozy, Berlusconi o Cameron nos miran como los parientes pobres, en el resto del mundo no tenemos ninguna consideración, Cubazuela o Venecuba nos mangonean de mala manera, expropian los intereses de los españoles sin que Exteriores moviese una sola ceja (¿o habría que decir zeja?), los piratas campan a sus anchas y secuestran nuestros barcos porque saben que pagaremos generosamente o Marruecos se permite el lujo de montar algaradas en torno a las fronteras españolas de Ceuta y Melilla y en vez de pedir explicaciones, aún casi hay que pedirle perdón a Mohamed VI.

Por todo eso, ¿aún se sorprenden de la decisión de la señora con apellido de vino barato y peleón? Los del 15-M conseguirán lo que quieran, hasta llevarse El Corte Inglés completo y comer de gorra en Zalacaín. Esto pasa por lo que pasa, porque cuando no te impones desde el minuto cero al final te acaban tomando por el pito del sereno. Y el remate es que Rubalcaba y Valenciano les van a montar a estos piojosos una oficina de información. Pues nada, que les presten un local en Ferraz…ya puestos.

Mercaderes nacionalistas

20110807122104-duranlleida.jpg

José Antonio Durán y Lérida, conocido popularmente como Josep Antoni Duran i Lleida, reclama ahora un gobierno de concentración entre todas las fuerzas políticas para sacar a España de la crisis. Sorprendentemente, dentro de esa gran coalición estaría el Partido Popular, sí, ese mismo partido al que la propia Convergencia y Unión (aunque a ellos les gusta más lo de Convergencia i Unió) aisló de cualquier pacto democrático. ¿Se acuerdan ustedes de lo del cordón sanitario o al señor Arturo Más (¡ay, no, que es Artur Más!) yendo a un notario a firmar un papelucho en el que se comprometía a no pactar jamás en la vida con los populares? Pues eso, que las palabras se las lleva el viento y cualquier cosa que suscriban los nacionalistas es papel mojado, tiene menos valor que un billete de 15 euros.

Insisto en que el nacionalismo, ya sea catalán, vasco, gallego o canario, es una auténtica rémora, una lapa, una especie o suerte de bicho aprovechado que intenta sacar la mejor y la mayor tajada (algo que además casi siempre suele conseguir). Lamentablemente, ni PSOE ni PP han sido capaces de tener verdadera altura de miras y desdeñar de una vez por todas la nula contribución de convergentes, esquerras, coalicioneros, peneuvistas o benegás de turno. Estos pequeños partidos son unas sucursales bancarias que sólo saben esquilmar a España. A ellos les importa un pimiento la crisis nacional, lo único que barren es para su territorio y sólo pensando en los suyos, no se crean que las financiaciones que se han arrancado al Ejecutivo central han servido para todos. En absoluto, sólo se han beneficiado los cuatro que llevan el carnet de nacionalista de pura cepa en la boca.

Ahora, el hecho de que CiU se postule a favor de un adelanto del adelanto electoral o de que abogue por un gran Gobierno de concentración me suena más que nada a un gesto de cara a la galería, sin más pretensiones que las de seguir aferrado a la teta del poder. A Durán y Lérida no se le cae la cara de vergüenza al cambiar de opinión con más frecuencia que el baile de la yenca. Si antes era izquierda, izquierda, izquierda, ahora le toca girar a la derecha, derecha, derecha.

Este Durán es un aprovechado de marca mayor, pero peor sería si en la sede de Génova se tragan los cantos de sirena de este personaje que ha sido corresponsable de la situación caótico que hemos tenido en España. Unas veces por abstención y otras por el apoyo tácito a Zapatero, lo cierto es que los convergentes han sido colaboradores necesarios en este caos en el que andamos sumidos. Y ahora el que aplaudía hasta con las orejas a Zapatero pretende pasarse al bando del PP. Dios quiera que las urnas arrojen una mayoría absoluta para los conservadores. El país requiere un Gobierno fuerte, sin caraduras y vivales con mentalidad corto-geográfica.

Tunneling

http://www.youtube.com/watch?v=jgfWHDN9Wbw20110808110917-tunneling.jpg

Noticias veraniegas. Las autoridades costeras estadounidenses, concretamente las de California, estás preocupadas por un nuevo fenómeno, el tunneling, que consiste en excavar a fondo en la arena de la playa y luego intentar hacer una especie de túnel, de ahí el palabro tunneling, para salir por otro lado. La tontería supina es que esto se hace directamente, sin ningún tipo de precaución y de protección física y ya ha causado algún severo susto a sus practicantes. De hecho, este pasado fin de semana se tuvo que proceder al rescate de uno de estos atrevidos o, mejor dicho, imprudentes.

De todas maneras, sin querer desmerecer a los norteamericanos, en este caso tengo que enmendarles la plana y decirles que este fenómeno ya se ha dado con anterioridad en España. Hace más o menos un año en el norte de Tenerife, concretamente en la playa de El Arenal, en la localidad lagunera de Bajamar, un turista alemán se dedicó a esta absurda actividad y al final provocó que hasta tuviesen que venir dos helicópteros porque, entre otras razones, es un punto de muy intrincado acceso. Afortunadamente, el imprudente bañista pudo ser rescatado sano y salvo, pero imagínense el susto no sólo que se llevó él, sino también quienes estaban en la zona. El rescate fue de película, tal y como se puede presenciar en el vídeo, aunque en este caso tuvo un final feliz, pero que debería hacernos reflexionar (http://www.youtube.com/watch?v=jgfWHDN9Wbw).

Y es que en la época estival no sé que nos pasa a la especie humana, pero empezamos a inventar una serie de bobaliconadas que, además, acaban por poner en riesgo nuestra propia vida. Hace un par de años estuvo en boga la idiotez del balconing, ese riesgo tan absurdo como innecesario de jugarse la vida a lo tonto saltando desde el balcón de la habitación del hotel a la piscina. No sólo había que pensar en las consecuencias propias de un mal salto o de una altura excesivamente elevada, sino también poder llevarse alguien por delante, a una persona que, sin comerlo ni beberlo, fuese víctima de semejante mamarrachada.

Con la de actividades tan majas que se pueden hacer en este período de estío: montar en bicicleta, nadar, conocer nuevas ciudades, leer, aprender a manejarse por internet, pasear, tomar un helado, un refresco, ir al cine, iniciarse en un nuevo idioma, ir al parque de atracciones, etcétera; no sé por qué al final sólo salen a la superficie los malos ejemplos. En fin, sólo espero que a esos amantes del riesgo también sean víctimas de otro fenómeno, indoloro físicamente, pero doloso para el bolsillo, el multaning o el sancioning.

Papafritas con mucho rostro

20110809104805-jmj.jpg

Otra de papafritas. Sí, me refiero a esos elementos vagos, ociosos, caraduras del método que en vez de protestar enérgicamente por la situación económica por la que atraviesa España, con esos casi cinco millones de parados, con la prima de riesgo frisando los 400 puntos básicos, con cierres diarios de empresas, etcétera, su única preocupación en estos días es la de reventar la visita del Papa Benedicto XVI con motivo de las Jornada Mundial de la Juventud en Madrid. Claro, el Papa tiene la culpa de todo y por eso los del comando papafrita, verbigracia los sindicatos y los agregados adiposos del 15-M, van a salir a la calle para evitar lo que es inevitable.

Estos señores sindicalistas, con el añadido de los indignantes indignados, ya anuncian dos huelgas muy curiosas. La primera, un paro bestial de los trabajadores de tierra de AENA que, fíjense, coincide casualmente con la llegada a España de Su Santidad, pero vamos, como no se puede ser maledicente ni mal pensado en este santo país, seguro que la medida reivindicativa no tiene nada que ver con la JMJ. Como seguro que tampoco se pueden relacionar las huelgas de 24 horas (¡a tomar por saco los servicios mínimos!) del Metro de Madrid en las jornadas del 18, 20 y 21 de agosto, es decir, la venida del Papa y luego los dos grandes actos en Cuatro Vientos, a sabiendas de que muchos jóvenes utilizarán en transporte suburbano para desplazarse hasta la explanada del aeródromo.

Estos vivales sindicales ya no saben qué hacer para demostrar su más que acreditada y probada incompetencia. Se han tirado más de siete años a la bartola (me refiero a UGT y CC.OO), sólo han tenido un simulacro, un paripé, una payasada de huelga general, el 29 de septiembre de 2011, para que ahora, conscientes de que al PSOE le quedan dos telediarios (presentados por Ana Blanco, of course) se pongan muy dignos y empiecen a reventar la vida del país. Pero claro, no son listos ni nada estos pupilos de Méndez, alias el comilona y Toxo, alias el crucerista de lujo. Hacen las huelgas de manera calculada, tratando de perjudicar, como siempre, a la Comunidad de Madrid. Lo que pase en otros lugares, sinceramente, se las trae al pairo, ni les va, ni les viene, pero todo lo que sean encharcarla en la región madrileña, parece que les pone excitados hasta la extenuación.

Sinceramente, no sé si al final las huelgas anunciadas se llevarán o no a cabo, pero les guste o no, los jóvenes (y los que ya no lo son tanto) van a buscarse el guiso, la manera de poder estar en todos los actos de la JMJ, con Metro y sin él, con personal de AENA o sin él. A diferencia de los sindicatos y los anexos del 15-M, existe en España una juventud que no está a verlas venir, que no aguarda el maná subvencionado, sino que se esfuerza diariamente en mejorar. Pero claro, para ello es menester hacer sacrificios, no estar todo el día en la tumbona del barco, en el silla de madera noble del restaurante más caro de Madrid o haciendo el moñas en plena plaza y con la quechua y los tablones (de madera y etílicos) a cuestas.

Neymar y la cantera

20110810113255-neymar-brasil.jpg

El caso Neymar comienza a resultar hartamente cansino. ¡Qué voy, qué vengo, qué ahora no, qué ahora negocio con el Barcelona! Esta ha sido la película que, durante junio, julio y lo que llevamos de agosto, han protagonizado el jugador, el representante y el presidente del Santos. Sinceramente, no veo que sea ese jugadorazo, ese crack del que algunos presumen, me imagino que con el único propósito de engordar la cuenta bancaria y venderle un pufo al Real Madrid. En la Copa América ya pudieron ver el papelón de Brasil y Neymar, desde luego, no estuvo tampoco a la altura de las circunstancias. Puede ser un atacante bueno, pero no tanto como para exigir 45 millones (aunque ahora el cuadro brasileño quiere más parné) y encima no dejarlo marchar hasta después de jugar el Mundialito de clubes, allá por el mes de diciembre.

También es verdad que el Real Madrid ha tenido mala suerte con el crack que pretendía fichar. Lo de Agüero no salió por una cabezonada medieval del Atlético de Madrid. Hoy en día los jugadores no entienden de colores (salvo los de los billetes de euro). Su modus vivendi en la gran mayoría de casos es jugar donde más se les pague, aunque no menos cierto es que en el caso del Kun estaba harto de que se celebrase como un logro un séptima plaza para jugar la previa de la previa de la Europa League. Eso sí, los contratos se firman para cumplirlos y Agüero lo ha roto, pero se ha visto condenado a irse adonde no quería, al Manchester City, aunque insisto que en la entidad del Manzanares deberían quitarse esa tara antimadridista que al final le hace ser un club menor.

Y en cuanto a lo de Neymar, supongo que Florentino Pérez ha aprendido a esperar, a no poner toda la carne en el asador. La estrategia seguida es buena, esperar a que en el Santos comiencen a inquietarse, ver que no se da un paso por parte del cuadro merengue y hasta conseguir una sustancial rebaja en el precio del futbolista. Insisto, este fichaje me parece más mediático que deportivo, hay muchos más Neymar en el mercado y a mejor precio y, si me apuran, español y de la propia cantera. Ahí tienen los blancos a Morata, un chaval joven, al que seguro que si le dan la oportunidad daría juego.

El caso es que hay que arriesgarse con la cantera. Al igual que en su momento le fue bien la apuesta a Di Stefano con la Quinta del Buitre, exactamente lo mismo que a Guardiola con todos los nuevos valores sacados de La Masía, ¿por qué no apostar verdaderamente por la gente de cantera y dejarse de pagar millonadas absurdas por jugadores que, al final, no son más que medianías?

Diálogos para sordos con Rubalcaba

20110811113712-rubalcaba.net.jpg

Diálogos con Rubalcaba pretende ser una gran conversación de tú a tú, directa con los ciudadanos y las ciudadanas. Un foro abierto a personas con nombre y apellidos, que hablarán cara a cara con el candidato sobre los problemas que más les preocupan. Todos los encuentros girarán en torno al empleo, que será analizado desde diferentes perspectivas sectoriales.

Se trata de una convocatoria absolutamente abierta, mediante la que buscamos alcanzar una completa representación social para cada una de las temáticas que iremos abordando. Una nueva oportunidad de participación activa en la política- El compromiso de Alfredo Pérez Rubalcaba, Escuchar, Hacer y Explicar, está ya en marcha, y con él, los Diálogos, el hablar con la gente.

No, no me he vuelto loco, ni me he drogado, ni he estado empinando el codo con vinos de la denominación de origen Delegación del Gobierno de Madrid, es decir, Carrión. Esos dos párrafos que ustedes han podido leer al inicio son textualmente los que se pueden encontrar en la página web del candidato Alfredo Pérez Rubalcaba, un político que ahora, después de siete largos años, se preocupa por el empleo, ¡pobrecito! Eso sí, reparen ustedes en que la marca PSOE no aparece en esa introducción. No sé por qué (bueno, sí lo sé) se empeñan en ocultar la marca del puño y la rosa, sobre todo porque Rubalcaba ha pertenecido siete años a este Ejecutivo que nos ha llevado a la ruina.

Lo cachondo de esta iniciativa es que quiere que sean los ciudadanos quienes le solventemos la papeleta, que le demos ideas para salir de la crisis, para acabar con el paro, para mejorar la sanidad, la educación, en definitiva, todo. Eso sí, no se crean que esto va a ser al estilo de Tengo una pregunta para usted, ese programa donde, aunque los participantes estaban más que seleccionados, al menos los espectadores podíamos ver la contestación a las preguntas. En estos diálogos con Rubalcaba, nada de nada, todo será secreto, no habrá información sobre lo que se debata e imagino que las personas que tomen parte en los diferentes encuentros serán perfectamente elegidas, no vaya a salir algún desertor del arado.

En sí, para hablar del paro, ¿qué quieren que les diga? No hacen falta tantas alforjas para este viaje. Estoy convencido de que al lado de la calle Ferraz debe haber alguna oficina de empleo. ¡Vaya usted, señora Valenciano, y reclute usted a 50 desempleados para que le hagan una radiografía fehaciente de la realidad laboral española a su jefe! Pero claro, eso sería meterse en un jardín demasiado frondoso y con riesgo de ser devorado por las circunstancias.

Al final, insisto, todas estas iniciativas presumen de un barniz buenista, plural, democrático y sin sesgo político, pero acabas raspando un poco y sale toda la mala intención del mundo, la desinformación, la manipulación más taimada. Quien nos ha llevado a esta situación de ruina, es decir el PSOE de Rubalcaba, no puede ejercer ese papel de bombero ni de querer disfrazar a su hombre, un personaje que ha tenido un peso específico más que relevante en el Gobierno. Los ciudadanos que acudan a estos encuentros no deben dejarse mangonear. Hablar con el socialista Rubalcaba (aunque a él no le guste que le antepongan la marca PSOE), todo lo que quieran, pero aquí con luz y taquígrafos, ¿o acaso los votantes no tenemos derecho a conocer las propuestas de los candidatos a la Presidencia del Gobierno?

Protagonista a destiempo

20110812111022-rubiales.jpg

¡Qué no se hable de los problemas de España! Esta parece ser la regla de oro de un Gobierno de vacaciones y en funciones (o viceversa) que pretende echar toneladas de arena sobre la situación actual que vivimos. Y si ni siquiera los oficios del portavoz de la Moncloa, Pepiño Blanco, bastan para calmar los ánimos (normalmente sus esfuerzos suelen ser baldíos) pues se busca un mirlo blanco que intente desviar la atención de lo esencial. Si cuando se estaba en lo más álgido del caso Faisán saltó a los medios de comunicación el presunto positivo de Marta Domínguez, ahora, con la economía hecha unos verdaderos zorros y con un presidente caducado desaparecido en Doñana, posiblemente haciendo el ganso, la nueva distracción se llama huelga del fútbol. Y si cuela, cuela.

A mí me da en la nariz que el señor Rubiales, a la sazón presidente de la Asociación de Futbolistas Españoles, es decir la AFE, es un colaborador necesario en este circo. Y es que no es la primera vez que este personaje, con menos ideas que pelos en su cabeza, intenta erigirse en protagonista de la actualidad con taimadas amenazas que al final acaban en nada, en estériles argumentos para convertirse en el centro del universo mediático, pero es curioso que ahora, en medio de una verdadera crisis económica y cuando peor imagen está teniendo el Ejecutivo de ZP (¡y miren que era difícil tenerla ya peor!) viene este personajillo, este ex futbolista mediocre aparece en escena y se quiere convertir en el rey de todas las salsas.

El problema de Rubiales, sin embargo, se llama falta de credibilidad. Insisto, tiene menos crédito que cuero cabelludo en su prominente testa. Ya intentó paralizar la Liga a principios de año, incluso con un sainete de poca monta en la Audiencia Nacional. Siempre está maquinando la forma de poder ser portada de los periódicos, consumir minutos de radio y de televisión.

Si yo fuese futbolista, desde luego, a mí este individuo no me representaba jamás, sobre todo cuando al final se acaba achantando ante los organismos deportivos. Quien tiene en sus manos encharcar una competición porque tiene justificados uno a uno todos los motivos y luego recula, no merece ser tenido por persona seria. Es más, si tan preocupado está por la situación, ¿por qué no se hace huelga desde ya? Hay un doble Real Madrid-Barcelona con motivo de la Supercopa, ¿no era el momento ideal para echar un verdadero pulso? ¡Qué va! No se atreve con los grandes, prefiere esperar a la próxima semana y al final llegar a un acuerdo de mínimos o, peor aún, acabar sin acuerdo alguno.

En definitiva, Rubiales pasará a la historia por ser una pequeña culebrilla estival o invernal, pero al final no nos desviará de lo esencial, es decir, paro, prima de riesgo, batacazo bursátil y un Gobierno vago, irresponsable, improvisador, desaparecido y que busca colaboradores necesarios que intenten hacer que nos olvidemos de los problemas que preocupan a 47 millones de españoles. Nunca mejor dicho, al señor Rubiales o al Ejecutivo les ha salido el tiro por la culata.

Envidia sana

20110813192122-jmj-madrid1.jpg

Los jóvenes de la JMJ (Jornada Mundial de la Juventud) saben darnos un magnífico ejemplo de comportamiento, de civismo, de paciencia, nada que ver, desde luego, con el movimiento indignante de los indignados que, entre otras razones, hurtaron al pueblo llano las calles, las plazas y su democracia peculiar se basaba en hacer lo que ellos querían. Lo que propusiesen otros, de nada servía (ya saben aquello de que no nos representan y paridas por estilo).

Pero a lo que iba. Madrid está siendo tomada de manera pacífica por una juventud mundial sana, alegre, entusiasta, llena de valores, dispuesta a ayudar en lo que sea. Vayan donde vayan, sinceramente, no se nota su paso, son centenares de miles los que ya circulan por las distintas calles de la capital, pero su comportamiento es mucho más que ejemplar; es maravilloso, acorde, desde luego, a los actos que vienen a vivir a partir de la próxima semana, sobre todo desde el jueves 18 de agosto con la llegada del Santo Padre. Envidia sana es lo menos que puedo sentir cuando me topo con este grupo de personas, muy diferentes, lamentablemente, de esa otra juventud que no tiene el más mínimo respeto, esos ni-ni que, al socaire de la Visa familiar, se dan todos los caprichos del mundo sin esfuerzo, justo lo contrario que estos participantes de la JMJ.

Y es que, por ejemplo, era reconfortante observar en un restaurante cercano al Campo de las Naciones como alrededor de 100 jóvenes aguardaban pacientemente su turno para pasar las bandejas por el buffet. Cualquiera otro se agobiaría, trataría de colarse o, por ejemplo, servirse en cantidades industriales, aunque luego dejase la mitad. Esta gente, no. Lo observé durante gran parte de la cena y, de verdad, exquisito es poco para definir su comportamiento. Esperaban estoicamente a que los recipientes vacíos de comida se volviesen a llenar. Ni una protesta, ni un mal gesto, todo lo contrario. Veías en sus caras que sólo el simple hecho de estar en Madrid ya era como un gran premio.

De verdad, aunque sé que sigue habiendo mucho anticatólico y anticristiano (y no es lo mismo que ser ateo, que el no creyente en nada es al final más respetuoso), no estaría de más que la sociedad actual tomase ejemplo de esta gente, de ver que no se comportan como gañanes, que están siempre dispuestos a colaborar, a ayudar, que no es una juventud estropeada ni por el botellón ni por las drogas, que son excelentes estudiantes, que saben divertirse como el que más, pero sin tener que hacer el cafre o jugar a destrozar cosas. Insisto, envidia sana que me da toda esta juventud. ¡A ver si empezamos a tomar ejemplo!

Campos, el mejor fichaje

20110814172127-andrescampos.jpg

Ni Real Madrid ni Barcelona, el mejor fichaje de la temporada, de la década y del siglo lo acaba de hacer Disa Corporación Petrolífera fichando para su departamento de marketing a Andrés Campos, un profesional de acreditada trayectoria, de un currículum intachable y que durante los diez años que permaneció al frente del área de comunicación de Fred.Olsen supo granjearse las simpatías y la admiración de todos los periodistas que precisaban cualquier tipo de información sobre la naviera y las actividades paralelas que ésta organizaba.

Sinceramente, con los tiempos que corren, donde la información circula a una velocidad de vértigo, hace falta personas competentes que sepan manejar ese caudal, saber encauzarlo y que llegue de la mejor manera posible a los medios. No se trata de poner a comisarios ni censores que hurten y seleccionen a su peculiar criterio lo que se va a comunicar sin permitir esa conexión bidireccional, sino a profesionales que tengan las habilidades necesarias para informar de todo cuando acontece, logrando al mismo tiempo una política de transparencia informativa y haciendo comprender a los periodistas que hay acontecimientos que requieren de un sesudo análisis antes de ser lanzados hacia el exterior.

Por el conocimiento personal que tengo de Andrés Campos, Disa se lleva a un excelente trabajador, alguien que jamás ha ido presumiendo o alardeando de puesto, más bien todo lo contrario. He tenido la ocasión (mejor dicho, las ocasiones) de verle en la organización del torneo de golf que Fred.Olsen ha organizado en el Hotel Tecina y no sólo era el primero en llegar y preparar todo lo necesario para los periodistas, sino también el último en marcharse. Se desvivía por todos quienes acudíamos tradicionalmente a la cita gomera, era un perfecto relaciones públicas, periodista y hasta un excelente organizador de eventos festeros cuando las labores del día ya habían concluido (Where is Johnnie?)

Estoy convencido de que su futuro en Disa es más que largo y prometedor (salvo que le toque la Euromillones, claro). Ojalá todas las empresas, instituciones y demás organizaciones contasen en sus filas con personas como Campos, quien no sólo destaca por su excelsa labor, sino por sus cualidades humanas, alguien que jamás ha dejado ni una sola llamada por contestar, así fuera Viernes Santo o un 15 de agosto. Por eso, mis felicitaciones son dobles, para Disa, por la decisión adoptada de contar con este periodista en sus filas y para el propio Andrés, quien merecía un puesto de este calado. ENHORABUENA a ambos.

Aspirinas bonificadas (y barredadas)

20110815014751-cospedal.jpg

Mariano Rajoy ya puede ir tomando ejemplo de María Dolores de Cospedal. Cuando llegue al poder, siempre según las encuestas y los malévolos sondeos de opinión, va a tener que afrontar la deuda castellano-manchega, pero multiplicada por vaya a saber usted cuánto. Resulta evidente y es de catón afirmar que el miedo del PSOE de tener que abandonar feudos que ya consideraba como su cortijo particular era precisamente el barruntar que en cuanto pusiera el PP un pie en las alfombras, iba a salir a relucir todo el déficit. Y no digo nada cuando se empiecen a levantar las moquetas; hasta ácaros de facturas impagadas van a aflorar.

Lo que no tiene ni pies ni cabeza por parte de los farmacéuticos castellano-manchegos que secundaron hace unos días esa brutal huelga es que traten de reclamar responsabilidades a quien ni siquiera ha tenido tiempo de tomar posesión del cargo. El temor a que Barreda y Bono hubiesen dejado la caja vacía no era sólo lícito, sino es que al final se han llevado la propia caja, no queda nada, salvo una pila impresionante de recibos por pagar, de deudas que se acumulan en la puerta de la nueva presidenta, pellas económicas que, curiosamente, ya llevaban varios años de vigencia, pero parece ser que el conchabeo, la connivencia, el amiguismo y el colegueo del socialismo con determinados sectores a los que se les engañaba con relojes y con viajes eran argumentos aceptados por los acreedores para seguir tragando y callando la boca.

Ahora, estos vivales, cómplices del contubernio sociata en la tierra de Don Quijote, han recuperado milagrosamente la visión y cuando dirigen su mirada hacia el Gobierno de la Junta de Castilla La Mancha sólo ven a una mujer a la que pueden culpabilizar de todo, cosa poco sorprendente porque, además, ya está la ayuda de Público para acusar a Dolores de Cospedal de no hacer frente a las deudas, como si ella las hubiese generado.

Espero y confío en la firmeza de la nueva jefa del Ejecutivo manchego y que a los irresponsables que montaron esa huelga salvaje se les sancione convenientemente. Y ojo, no es en sí por la huelga, derecho constitucional al que se puede acoger cualquier español, sino porque tuvieron motivos para hacerla mucho antes, años atrás, pero prefirieron reírle la gracia a Bono, primero y a Barreda, después. Y si tienen quebraderos o dolores de cabeza, bien fácil lo tienen, aspirinas a mansalva o genéricos, en su defecto. Quien consintió el abuso del puño y la rosa durante 30 años, ahora tendría que aguantar, pero está claro que esta iniciativa busca desestabilizar a Cospedal, justo lo mismito que harán con Rajoy desde la noche electoral. Al tiempo.

Tres mil del ala

20110815174341-miguelconcepcion3000.jpg

Tres mil del ala. Eso es lo que le ha pedido el CD Tenerife al editor Ayoze Suárez, editor de Riqui-Raca 1.0, para que el logo del cuadro blanquiazul apareciese en la portada de este libro de cuentos del fútbol canario, una obra que habla de historias del balompié regional, pero aderezadas con muchas gotas de ficción. Y ojo, el desprecio del conjunto del Callejón del Combate no sólo ha sido hacia el responsable de la editorial Nectarina, sino hacia el otro conjunto representativo de las Islas, la UD Las Palmas y a ese gran elenco de escritores que ha puesto su pluma y su talento en las páginas de este libro: Juan Cruz, Fernando G. Delgado, Elsa López, Victor Ramírez, Pedro Flores o Luis León Barreto, entres otros.

Lastimosamente, el CD Tenerife, con Miguel Decepción (digo Concepción) al frente de la patera blanquiazul (ya no es ni nave) hace tiempo que va proa al marisco. Deportivamente, en Segunda División B; económicamente, en la ruina y, socialmente, tirando el poco prestigio que le quedaba. Me parece una ruindad supina que la directiva del cuadro blanquiazul haya exigido tal cantidad por colocar el logo en esa obra, máxime cuando entiendo que lo que debe ser un honor para la propia entidad es que alguien quiera hablar del Tenerife cuando está justamente en sus horas más bajas, al menos en lo que respecta al último cuarto de siglo.

Eso sí, me dicen mis fuentes que fue el esbirro de oro quien se puso en contacto con esta persona para comunicarle el precio, pero nunca tuvo los arrestos para hacerlo por escrito, tal vez porque igual la decisión ni siquiera partía de la cabeza ¿pensante? (si es que se puede considerar que tiene poder de decisión el presidente-ausente). Por supuesto, ante ese chantaje propio de mafiosos, una amenaza gangsteril en toda regla, ese impuesto revolucionario de los bilduetarras, al final se optó por no contar, al menos en la primera edición, con el escudo del CD Tenerife, para mayor deshonra de quienes llevan dos años largos comportándose de forma torticera.

Sinceramente, hay que alegrarse de que al menos tenemos a una UD Las Palmas que jamás ha puesto puertas al mar, que desde que he tenido relación directa como profesional de los medios informativos nunca he hallado un pero, una traba para poder acceder a lo que quisiera del club amarillo. Evidentemente, Miguel Ángel Ramírez y toda su directiva han estado prestos y dispuestos a colaborar en esta obra, incluso cediendo locales para su presentación. No creo que fuese una tortura para el CD Tenerife ponerse manos a la obra para volcarse en este proyecto, pero está claro que una o varias personas están interesadas en adueñarse del sentimiento blanquiazul y de repartir carnets de tinerfeñismo y, lo que es peor, que hay cuatro palmeros que les ríen las gracias. Ya veremos hasta cuándo.

ZapaAteo

20110816175236-benedicto-xvi-saluda-fernandez-vega-presencia-rodriguez-zapatero.jpg

La Jornada Mundial de la Juventud ya ha comenzado oficialmente. Madrid es un hervidero (en todos los sentidos) de fervor y calor cristiano para recibir dentro de dos días al Santo Padre. Centenares de miles de jóvenes pueblan tranquilamente las calles y los establecimientos de comida rápida de la Villa y Corte. Ningún gesto malsonante, ningún numerito, todos ellos perfectamente acompasados y entendiéndose perfectamente, aunque unos sean de Perú y otros de Australia. Da lo mismo, el idioma de la fe es internacional y a veces sólo basta hablar con el corazón para entenderse sin necesidad de intérpretes.

Por mucho que le reviente a esta izquierda intransigente, atea y anticatólica, heredera de aquella que se dedicó a la quema de iglesias y a pasar a cuchillo y paredón a miles de curas en España, lo cierto es que en este país somos mayoría los que tenemos unas creencias, unos valores religiosos que no se pueden borrar de un plumazo. Los decretazos de ZapAteo han conseguido un efecto boomerang, un llenazo de las iglesias y que sean muchos los que se han volcado desinteresadamente en la organización de la JMJ. E insisto en algo fundamental y primordial para que nadie se llame a engaño, que esta Jornada no le cuesto un solo euro a los españoles, todo está costeado por los voluntarios y esas empresas que han querido colaborar de manera altruista.

Lo paradójico y lo lamentable de esta JMJ es que el mismo sujeto abyecto y rastrero que ha impulsado la ley del aborto, de la muerte digna, de la retirada de los crucifijos, de la Educación para la bobería, además con la complacencia y complicidad del bobalicón de La Zarzuela, va a estar en primera línea recibiendo a Benedicto XVI, exactamente igual que el monarca, Don Juan Carlos I. Me parece todo un gesto de burla a la inteligencia de las personas. Un tipo que, por ejemplo, no acudió al Xacobeo, cosa inédita e inaudita en un presidente español, pretende ahora quitarse las culpas con una foto de oportunidad, pero además convencido de que lo hará en una recepción en la que se evitará la presencia de público, ya que teme las pitadas ya tan tradicionales cada vez que asoma la jeta por fuera de Moncloa o de Ferraz.

En fin, al final lo que queda de todo esto es que, sin necesidad de recurrir a las redes sociales, sin tener que jeringar la vida de los madrileños, lo cierto es que la JMJ ya ha sido capaz de congregar a cientos de miles de jóvenes en la primera misa de Cibeles y se espera una cifra cercana al millón y medio de ellos (según capacidad prevista, que al final con voluntad serán casi dos) en los actos centrales de Cuatro Vientos. Apuesten a que ni ZapAteo ni las góticas estarán entre la multitud.

El ejemplo Cameron

20110817110014-david-cameron.jpg

Reino Unido nos da una lección. Tras los últimos incidentes acaecidos en Londres, Mancheste, Liverpool o Bristol, el primer ministro, David Cameron, no ha dudado en afirmar que estamos ante una sociedad enferma, carente de valores y ante la que es preciso poner las herramientas necesarias para extirpar ese cáncer que está provocando que todo se haga hoy en día por la ley del más fuerte. El trinque y el delinque se han puesto de moda, pero no hay que permitir, precisamente, que estos hechos se sigan produciendo y, lo que es más urgente, evitar el efecto contagio, aunque en España ya tenemos la semilla, la cepa del 15-M donde, sin la virulencia de los sucesos británicos, comenzamos a sufrir ciertas taras preocupantes.

Creo que no cabe duda alguna sobre la necesidad de aplicar disciplina, por muy dura que sea, para que no se vuelvan a presenciar escenas como la de esos niñatos de 11 años que tienen por norma patear papeleras, romper escaparates para llevarse lo primero que les viene en gana o, directamente, dedicarse a la patada en la boca a cualquier persona que tiene a bien llamarles al orden. Esta es la generación que se está criando por esos lares, posiblemente con el consentimiento de unos padres y de un entorno que facilita precisamente eso, no distinguir el bien del mal, creer que quien va por el camino recto es al final un pringado que no se comerá un colín.

Lamentablemente, no hay rigidez, no hay unas normas de comportamiento que se cumplan. La génesis viene desde las mismas aulas. Cuando el profesor pasa de ser una autoridad a un simple empleado al que se le puede, incluso, agredir por el simple hecho de poner un suspenso al vago y al holgazán; cuando en las clases impera la ley del más fuerte y se niega a quitar los pies de la mesa o a apagar el móvil; cuando al maestro se le hace constante burla y éste no puede siquiera quejarse al jefe de estudios, al final lo que estamos creando son monstruos que terminarán de fulminar cualquier esperanza de un mundo mejor.

Hoy fue en Reino Unido, ayer en Francia, pero queda muy poco para que este fenómeno se dé en España. Hay un vídeo en Intereconomía donde se ve a una mocosa que, a lo sumo, tendrá 14-15 años que no tiene reparo en enfrentarse verbalmente a los agentes de policía. Y es que ésta es otro, con la mal llamada ley del menor, los adolescentes que están por debajo de los 18 años saben que tienen ante sí un arma poderosa. El simple hecho de no tener la mayoría de edad les exime de cumplir duras penas, pero eso tiene que cambiar. Quien es capaz de tener una conducta delincuente, que pague por sus hechos, no por la edad. Tomemos ejemplo, por una vez, de quien hace bien las cosas.

Madrid se llena de alegría

20110818112318-welcome-jmj-2011-original.jpeg

Hoy merece mi atención un fenomenal artículo escrito por la contertulia de A Fondo, en Radio Intereconomía, Carmen Klecker, y que versa sobre la espiritualidad que rezuman todos los jóvenes, y lo que no lo son tantos, que están estos días tomando parte de la Jornada Mundial de la Juventud. El texto no tiene el menor desperdicio y es un compendio de lo que tendría que ser nuestra juventud, no esa que viene representada por el 15-M y que, tal y como se ha podido presenciar, carecen de valores, son inmorales y sólo buscan el enfrentamiento por puro placer, por simple capricho. Ante esas actitudes retrógradas e intolerantes, tenemos a esa juventud del Papa.

Y sin más preámbulos, aquí les va el artículo de Carmen Klecker, que ustedes lo disfruten:

Hace unos meses los supuestos indignados llenaron Madrid de basura física y emocional. Arruinaron a los comerciantes y se saltaron toda norma de convivencia y de estado de derecho. Pero hoy Madrid se llena de alegría.

Me he cruzado con varios grupos de los chicos de la JMJ. Esgrimen orgullosos sus banderas, Canadá, Francia, Brasil, Austria e Inglaterra. Esgrimen ganas de vivir, saludan a todo el que les dice “welcome”, unos se paran a hablar con una señora en silla de ruedas, otros ayudan a cruzar a una anciana, y todos van riendo. Los comerciantes sacan sus letreros a la calle (esos que Gallardón quiere quitar), anunciando en tres idiomas su mercancía. Sí hay ofertas para los chicos peregrinos, pero a cambio las terrazas, el metro, los bares, y muy variados comercios, están llenos.

Traen vida, y compromiso, van a dormir en albergues, se han pagado su viaje (lo mismo que deberían hacer los sindicatos y el presidente del Gobierno y tanto Concejal…). Hablo con unos brasileños que me dicen “Dios te bendiga”.

Estos jóvenes traen un discurso universal de ganas de vivir, y no ha sido poco el esfuerzo que cuentan han hecho para venir. Que vienen para recibir mensajes de cómo hacer tu vida más llevadera, de saber tener caridad, de llenar Madrid de canciones y de amor de Dios, me dicen. Y este mensaje, sí me gusta, y no están manipulados, ni muestran rabia. ¡Bienvenidos!

18/08/2011 10:23 Juan Antonio Alonso Velarde Enlace permanente. sin tema No hay comentarios. Comentar.

Y se ArMou el lío

20110819121230-mourinho-le-metio-dedo-ojo-tito-vilanova-1.jpg

La plantilla del Real Madrid está desquiciada y esa patología sólo tiene un culpable directo, el técnico, José Mourinho, y un cómplice necesario, el presidente de la entidad, Florentino Pérez. Cuando todos creíamos que la gran patochada del luso la habíamos presenciado tras la incendiaria rueda de prensa tras el partido de ida de la Champions frente al Barcelona, el preparado se ha superado en sus marcas con el capítulo del dedo en el ojo al ayudante de Pep Guardiola, Tito Vilanova, al que además rebautizo como ‘Pito’ (no sé si involuntariamente o ya entrando en una esfera de tomadura de pelo supina y suprema).

Pienso, luego existo, que diría Descartes (cógito, ergo sum), que en la entidad del Santiago Bernabéu vuelven a plantearse la misma pregunta, ¿por qué?, pero no el ¿por qué? de Mourinho, sino el ¿por qué no mandamos a este tipo de paseo después del follón que montó con lo de la Unicef, la UEFA, los árbitros y las ayudas al Barcelona desde todos los ámbitos? Hay mucho miedo en la casa merengue a la evolución de los hechos. Lejos de rebajarse la tensión de los duelos de abril y mayo, Mou ha conseguido un triple salto mortal con tirabuzones, la agresión directa, ya no verbal, sino física y nadie puede abstraerse de la realidad de los hechos, que para eso estaban ahí decenas de cámaras para inmortalizar el hecho.

Desde luego, da mucha pena contemplar a gente racional como Iker Casillas haciendo declaraciones impropias de un capitán que además lo es también de la Selección Española. Este tipo, me refiero al preparador luso, ha conseguido enloquecer a los más cuerdos de la plantilla merengue. No sé qué métodos empleará el caballero en cuestión (si es que se le puede tildar así a un verdadero barriobajero), pero lo cierto es que todo el plantel parece como hipnotizado ante la presencia de Mou y son capaces de hacer las mayores barrabasadas con tal de llevarse el aplauso del entrenador.

Lo de Marcelo con Cesc fue sólo una muestra de todo lo que ha venido siendo norma de conducta en la plantilla blanca desde que tienen a ese poseso y poseído entrenador en el banquillo: agresiones sin venir a cuento, autoexpulsiones para quedarse limpios de tarjetas en la siguiente fase de la Champions, desprecio a los rivales y meterse en casas ajenas, desdén por los medios de comunicación mandando al marioneta Karanka a las ruedas de prensa. En definitiva, Mou se ha convertido en un elemento malévolo que, al mismo tiempo, peca de una cobardía extrema porque no sólo da y reparte, sino que se asegura tener una especie de guardaespaldas que le defienda cuando se ve acorralado. Pero claro, mientras el presidente le ría las gracias, bien por acción o bien por omisión…

Gana el incumplimiento

20110820174119-luis-rubiales-y-astiazaran-300x225.jpg

Fallé en mi pronóstico. Al final, la tan anunciada y cacareada huelga del fútbol español ha seguido adelante y, por lo pronto, este primer fin de semana no hemos tenido competición ni en la Primera ni en la Segunda División, aunque hay que afear el hecho de que los campeonatos de Segunda B y Tercera, dos categorías sumamente castigadas por los impagos a los jugadores, sí que han celebrado la primera jornada, otra chapuza más en la despoblada mente del señor Rubiales, en la que, insisto, hay menos neuronas que pelo en su cabeza.

La astracanada de esta huelga, en la que parece que todos están de acuerdo, aunque, como buenos jugadores de póker, muchos van de farol, es que sólo ha afectado a las dos categorías llamémoslas pudientes, especialmente la Primera. El presidente de la AFE, el señor Rubiales, con la complacencia y la aquiescencia del máximo exponente de la Liga de Fútbol Profesional, el señor Astiazarán, han conseguido paralizar el campeonato y han igualado a todos los clubes por el límite del descrédito, como si fuesen todos los culpables de la situación de impagos a los profesionales del balón y se sabe a ciencia cierta que eso no es así.

Pero, ¿de dónde vienen todos estos lodos? Pues sencillo, de aquellos barros. Les pondré en antecedentes, año 1995, el 31 de julio Sevilla y Celta de Vigo descienden administrativamente de Primera a Segunda B por múltiples deudas y se recuperan del descenso deportivo a Valladolid y Albacete. Sin embargo, unas manifestaciones tremendas en la capital hispalense y en la ciudad viguesa, amén de otra gran marcha en Madrid para protestar frente a la LFP y a la Federación Española de Fútbol pone lo que ustedes ya saben de corbata a los directivos futboleros y deciden repescar a los dos clubes, rehaciendo de nuevo el calendario. Es decir, se acabó premiando a los irresponsables y a los incumplidores.

Desde entonces, hemos asistido a episodios surrealistas, a equipos que han aprovechado los coladeros legales para seguir en su categoría sin tener que hacer frente a las deudas. Son muy pocos los clubes que puedan decir que han sufrido descensos administrativos. Es más, casi han optado por la trampa de la refundación (Málaga, Logroñés, Burgos, Almería) para evitar tener que hacer frente a las pellas económicas que tenían con Hacienda, la Seguridad Social y los jugadores y resto de personal.

Como bien decía el otro día una persona con mucha coherencia, me refiero al entrenador del Real Mallorca, Michael Laudrup, ¿de qué sirve tener una ley, si luego se trampea de manera totalmente inmoral? Se supone que a 30 de junio todos los equipos han de estar al día en sus pagos o, de lo contrario, descenso que te crió. Pero no, todos sabemos lo que pasa con entidades como el Rayo Vallecano, el Real Zaragoza o el Racing de Santander, donde existen impagos, pero se acogen a la trampa de la Ley Concursal para asirse a Primera y encima pretenden que el resto, que los cumplidores, paguen los platos rotos.

Así las cosas, ya es hora de que alguien ponga a Rubiales y Astiazarán lejos de los puestos de decisión, que venga alguien que haga cumplir la ley porque, además, quien dice estar del lado de los débiles, Rubiales, ha consentido que la Segunda B y la Tercera División, las categorías con más impagos por metro cuadrado de toda España, se hayan iniciado sin que nadie haya movido un dedo por esos jugadores. Lamentable.

Dos millones que dan fe

20110821114716-estrado-cuatrovientos-720-560x280.jpg

Dos millones de fieles y los que se quedaron fuera. Cuatro Vientos fue fiel reflejo del sentimiento cristiano y católico de España y del resto del mundo. Nadie quiso faltar a la cita con el Santo Padre. Ni el calor ni la pequeña tromba de agua hicieron mella entre los peregrinos que se congregaron en la explanada del aeródromo madrileño. Las previsiones hablaban de un millón y medio de jóvenes, pero al final la cifra fue muy superior y muchos fueron los que al final tuvieron que quedarse fuera porque, sinceramente, ya fue un milagro acoplar a ese medio millón de más. Eso sí, nadie dijo ni media. Como buenos cristianos aceptaron con alegría compartir con otras personas su más que estrecho lugar para seguir la vigilia sabatina y el acto culmen dominical.

Madrid ha sido un ejemplo de lo que creen los españoles, de que a pesar de los intentos del Gobierno del ‘jubilado’ Zapatero, España es una nación de mayoría cristiana, católica, apostólica y romana. No hay que pueda contra una fe firme, sólida, arraigada en los valores más profundos, limpios y transparentes. Y no será porque el Ejecutivo socialista ha tratado de cargarse todo aquello que fuese a favor de la religión católica, pero ha tenido que rendirse a la evidencia. Apuesto, eso sí, a que ya vendrán valoraciones en contra, pero los hechos son incuestionables, como los números, no admiten lugar a la interpretación ni mucho menos a la manipulación.

Ha sido cuatro días intensos a los que hay que sumar una semana previa puesto que la llegada de peregrinos comenzó a ser más que notable desde el jueves 18 y ellos han puesto una alegría especial en la capital de España. Su paz, su tranquilidad, su saber estar, sus ganas de reír, de cantar, de mostrarse siempre con una sonrisa en su cara a pesar del cansancio de unas jornadas extenuantes dan fiel testimonio de que a la gloria no se llega gratis ni descansado. Todo requiere un esfuerzo, un precio que pagar, pero que además no es económico, sino que viene de muy adentro. Es evidente que la salvación del alma no se compra ni con la mayor de las fortunas.

Y ahora, en dos años, esta gran alegría que hemos podido compartir los madrileños y los españoles en general será la que vivirán los brasileños en el año 2013. Benedicto XVI volverá a congregar a millones de jóvenes y quienes no lo son tanto para vivir la fe católica, cada día más sólida y revitalizada porque la juventud del Papa no entiende de políticos mediocres ni de vanidades transitorias y eventuales.

Legalizar a ETA como sea

20110822120147-zprubal.jpg

Ya estamos en lo de siempre, es decir enredando en el Estado de Derecho para conseguir de manera ilegal unos propósitos que luego puedan ser enarbolados como bandera electoral y que den rédito a la hora de cazar el rico votito de los ciudadanos. Este Gobierno del jubilado Zapatero no se rinde a la hora de persistir en un comunicado de la banda terrorista ETA. Aún creen en Moncloa que los bilduetarras van a entregar las armas y hacer una condena expresa de los casi mil asesinados a lo largo de 40 años.

Nada más lejos de la realidad. A los chicos del tiro en la nuca, de la goma 2 y de la bomba lapa les ha salido gratis, y con propina de añadido, su conducta negacionista. Han persistido en no aborrecer la etapa anterior de ETA y, como premio, el Ejecutivo, vía Tribunal Constitucional (¡qué para algo los partidos colocan ahí a sus magistrados de cabecera!), les ha premiado con la legalización de Bildu y la realidad de manejar ingentes cantidades de dinero en las instituciones en las que han obtenido representación, Ayuntamiento de San Sebastián y Diputación de Guipúzcoa, por poner dos claros ejemplos.

Y claro, cuando no se ponen condiciones (ni duras ni blandas) a los violentos y estos ven que pueden seguir sacando más tajada de la debilidad del Ejecutivo socialista pues ahora van y exigen la legalización de Sortu que, evidentemente, viene siendo lo mismo que Bildu, pero así ya hay otra marca blanca (teñida de sangre) que añadir a la ignominia. Desde luego, viendo lo que ha pasado con Bildu, no me cabe la menor duda de que estos abyectos personajes conseguirán su propósito y, por desgracia, nos queda un día menos para que la ETA de la pistola y las bombas vuelva a cometer un nuevo atentado.

Además, el Gobierno de Zapatero lo ha fiado todo en manos de unos mediadores internacionales que, vistas sus recomendaciones, deben ser los mismísimos Otegi, De Juana Chaos y Josu Ternera. Según sus directrices, la ETA haría el comunicado definitivo siempre y cuando se legalizase Sortu. Dice el Ejecutivo que va a cumplir la ley de manera escrupulosa. Desde luego, si lo hace como hasta la fecha, permitiendo todos los desmanes habidos y por haber a Bildu, no sólo dará carta legal de naturaleza a Sortu, sino que hará un homenaje a los familiares de los presos encarcelados. Así escribe la historia el Gobierno de Rubalpatero o Zapatacaba, como ustedes prefieran.

Los que se escapan de la ruina

20110823114909-salgadobono.jpg

Si alguien tenía alguna duda de que el socialismo en España está más que amortizado, denostado y derribado, la señora vicepresidenta primera y ministra de Economía (amén de compulsiva comedora de bombones), Elena Salgado, ya ha anunciado su propósito de no ir en las próximas listas electorales del PSOE. Los motivos, evidentes, que el desastre en las urnas puede ser tan grande que nadie quiere dar la jeta por Rubalcaba. Son muchos quienes están aguardando con la guadaña en la mano para hacer una limpieza de padre y muy señor mío en la sede de Ferraz.

Desde luego, resulta todo un síntoma que un partido que gobierna esté en una situación de saldos, de liquidaciones por cuasi defunción. Ya hizo su amago el siempre protagonista José Bono, quien no se veía más tiempo ejerciendo funciones, pero lo que diga el líder castellano-manchego tiene menos credibilidad que un billete de seis euros. Su táctica es la de jugar a dos aguas, pero sin mojarse y luego decantarse por la mejor opción. El defensor del felipismo fue luego el mejor promotor del zapaterismo, al que curiosamente estuvo a punto de ganar cuando se postuló como la esperanza del puño y la rosa allá por el año 2000, tras el hundimiento almúnico.

Cierto es que, hoy en día, votar PSOE es elegir paro, pobreza, ruina, escasez, por no decir nulidad, de valores morales, desprestigio internacional, triunfo de la mediocridad y de la pervivencia de la casta parasitaria, pero tampoco podemos olvidar de que este Partido Socialista también estuvo acuciado en el año 1993 por grandes corrupciones y ganó al PP de Aznar y luego, en 1996, perdió por un escaso margen, a pesar de una situación económica caótica, amén de desayunarnos los españoles todos los días con un par de escándalos.

En definitiva, a pesar de los sondeos arriolescos y de que en alguna planta de la sede de la calle Génova ya se esté descorchando el champán, me mantendría en un prudente segundo plano. Históricamente, al menos en las elecciones generales, al PP nunca le ha venido bien la etiqueta de favorito y menos presagiar que la cita con las urnas se iba a ganar por verdadera goleada. Mantengo una idea que, guste o no, es una verdad como un templo. El español tiende al olvido y, sobre todo, es muy temperamental. De tener ahora mismo la papeleta en su mano, está claro que votaría masivamente al PP, pero dentro de tres meses, tal vez, la cosa cambie y la amnesia entre el censo haga sus estragos.

¿De qué se reían?

20110824112219-mercados-zapatero-rubalcaba.jpg

¿Qué podemos esperar a estas alturas del Gobierno de España? Nada, absolutamente nada, a no ser una vacuidad en sus propuestas y una burla constante y permanente a la inteligencia de los españoles. Las dos legislaturas de Rodríguez Zapatero se han caracterizado justamente por eso, por la tomadura de pelo a los ciudadanos y a los  grupos parlamentarios, incluso al propio PSOE, donde en más de una ocasión el presidente del Ejecutivo ha dado la puñalada trapera a sus propios compañeros, lo que dice mucho de este mediocre funcional, intelectual y moral.

Lo que ha hecho ZParo con lo de poner un techo constitucional del déficit es una muestra más de la nulidad de ideas de un gabinete de arribistas, de personas sin la más mínima cualificación, verdaderos sectarios del sistema, miembros (y miembras) con menos luces que las bombillas chinas del ministro Sebastián y que, cuando se ven ya totalmente a la deriva, no tienen empacho ni vergüenza en hacer suyas iniciativas que no sólo no lo fueron, sino que además se cachondearon de ellas durante un tiempo. Lo malo para estos parásitos es que la hemeroteca, la fonoteca y la videoteca dejan mucho más que un leve rastro y han puesto en su lugar al inquilino monclovita y al candidato del PSOE, el singular Rubalcaba.

Estos dos personajes trataron poco menos que de chiflado a Mariano Rajoy cuando hace más de un año propuso que se hiciera por mandato constitucional lo de poner un límite al déficit. El inútil de Zapatero tuvo su momento de gloria para mofarse de la propuesta del líder conservador al tildarla de ‘original’, en un sentido peyorativo, claro, y de que no habría tiempo para esa reforma en la Carta Magna. Días después era el entonces vicepresidente primero y ministro del Interior quien hacía su chanza peculiar diciendo que el presidente de los conservadores se creía que esto se hacía en un plis plas. Pues bien, un año y pico después los hechos dan la razón a uno y se la quitan a ese peculiar dúo Calatrava o los hermanos Sacapuntas (más bien Sacacuartos).

De todas maneras, no nos vamos a alarmar a estas alturas de la película de los bandazos y de las contradicciones supinas de este Gobierno. Quien no iba a hacer recortes sociales, así se lo dijeran todos los expertos económicos españoles, acaba cogiendo no una tijera, sino una podadora para acabar con prestaciones a los parados, congelación de las pensiones, reducción de un 5% de los salarios a los funcionarios, fin del cheque bebé, etcétera. O qué decir de su radical anticlericalismo y luego, en cambio, pierde la dignidad con tal de estar en el desayuno de oración de Obama o hacerse la foto con Benedicto XVI. Así funciona este Ejecutivo, lástima que las gracietas no acabarán hasta el 20 de noviembre.

Y encima le ríen las gracias

20110825114107-pancarta.jpg

La afición del Real Madrid, al menos la que asistió en la noche del miércoles 24 de agosto al torneo Santiago Bernabéu, dejó bien a las claras que tiene el mismo tamaño de inteligencia que el cerebro de un mosquito. No se puede entender de otra manera que después del desagradable incidente del dedo en el ojo con el que el entrenador merengue regaló al segundo del Barcelona, Tito Vilanova, los seguidores jaleasen a Mourinho como un verdadero héroe, como el gurú blanco. Pensaba, realmente, que la afición madridista tenía más y mejor criterio, pero desde luego los que acudieron al campo han dejado aún más a los pies de los caballos el prestigio de la entidad de Chamartín.

Tampoco vamos a negarle méritos al preparador luso en el sentido de que ha conseguido meterse de lleno en el bolsillo a la hinchada blanca. Ni un solo pero a sus decisiones, incluso hasta calló cuando Mou optó por relegar al banquillo al capitán del equipo, a Iker Casillas, por entender que éste no es nadie para arreglar problemas ni diferencias con el Barcelona. El portugués, cual alquimista, ha conseguido la fórmula ideal para evitar que los focos se centren en los resultados cuando las cosas vienen mal dadas. El luso tiene su particular lista de excusas que anteponer y en ella nunca se encuentra él. El no se equivoca, es una especie de dios, algo que no es de extrañar cuando es considerado como The Special One.

Sin embargo, no había sido hasta la fecha el estilo del Real Madrid el tener que aguantar las veleidades de un tipo que se hace acompañar de un portavoz propio, ajeno al club, de un guardaespaldas, también sin que la entidad lo haya colocado ahí, de un señor que no contesta en las ruedas de prensa o que, directamente, manda al marioneta de Karanka a hacer el paripé; de un entrenador que se mete en casas ajenas, que insulta a diestro y siniestro y que, en el culmen de la cadena de despropósitos, mete el dedo en el ojo a un compañero de profesión. Y la respuesta ante todos estos desmanes es ponerle en una pancarta que es el dedo que guía al madridismo. Con eso, sinceramente, ya está todo dicho.

Quizá a los socios blancos les convendría hacer memoria y ver lo que pasó en su momento en la casa del vecino rojiblanco, cuando gobernaba los designios del Atlético de Madrid Jesús Gil, que en paz descanse). Su verborrea, sus acusaciones, sus andanadas, sus insultos y vejaciones acabaron también por hacerse agresión física en la figura del gerente del Compostela. Siempre había una corte de palmeros que le reían las gracias, pero todos sabían que la historia de Gil con la entidad rojiblanca acabaría mal. En el caso del Real Madrid, el hecho de no haberle puesto el cascabel a Mou ha provocado que este se crea el rey del mambo y ya se cruzan apuestas para ver cuál es la siguiente ocurrencia del luso, que puede estar entre la agresión a un colegiado, a un futbolista del equipo contrario o cortar el esférico en pleno juego.

Falso y falaz 'indignado'

20110826102855-garzon15-m.jpg

Lo que nos faltaba para el euro. El juez estrella y estrellado, Baltasar Garzón, el magistrado que cuece en todos los guisos y quiere ser la reina de todas las salsas, se ha lanzado ahora por la deriva del perroflautismo y se apunta al movimiento 15-M. El puñetero (por lo de las puñetas, obviamente) alaba al movimiento indigente que dejó la Puerta del Sol como un verdadero estercolero. Asegura que es una corriente que se ha de seguir y además aboga por su carácter permanente. Pues nada, hombre, a ver si le montan el campamento de ratas, chinches, pulgas y diversos coleópteros delante de su casa para que disfrute del espectáculo en primera persona y en primera fila.

Lo desternillante de este personaje, apartado temporalmente de la carrera judicial, es que busca el protagonismo como sea y al precio que sea. Ahora viene a darse cuenta el juez jienense de que las instituciones no funcionan como debieran, que existe un inconformismo en la sociedad, pero él, para que lo sepan los perrosflautas, ha mamado procelosamente de ese sistema que ahora denosta. Claro, cuando los bolsillos y la cuenta corriente tienen un saldo muy favorable, posiblemente con seis ceros a la derecha, es muy fácil ponerse el disfraz de revolucionario y de antisistema, pero en el fondo no me veo yo a Garzón con dos cartones (el del suelo y el de Bodegas Carrión en la mano) haciendo acampadas nocturnas en Sol.

Este juez es demasiado pijo, excesivamente bon vivant, como para renunciar a sus cuantiosas dietas que percibe de aquí y de allá. Sólo hay que ver como manejaba su despacho. Aquello no era una instancia judicial. Aquello era un mercadillo veneciano donde se comerciaba absolutamente con todo. ¿Qué había que empurar a Botín por sus problemas contables en el Santander? Nada, Baltasar lo arreglaba de tal manera para librar a su ‘amigo’ Emilio de tener que comparecer ante la Justicia, pero a cambio le financiaba al cero por ciento de interés unas conferencias en Nueva York. Trapiche por trapiche.

De verdad, con la mano en el corazón, ¿alguien cree de verdad que Garzón puede pertenecer al llamado grupo de los indignados? Bueno, en cierta medida sí, porque son más de uno los que con el dinero de papá han estado haciendo el rastafari, el vagabundo pijo-progre y metiéndose de todo durante todo este tiempo. Pero está claro que el magistrado no puede ir contra el sistema porque él ha sido parte del mismo y aún lo es, por la obra y gracia de este Gobierno que cuando no le da lo de la memoria histórica, le da no sé que misiones especiales por Sudamérica. Todo sea por mantener el saldo de ceros a la derecha del hombre que una vez creyó ser el justiciero del mundo mundial y de parte del Universo.

Blaugranas imparables

20110827112745-supercopa.jpg

Imparable. El Fútbol Club Barcelona, con su victoria en la Supercopa de Europa ante el Oporto, ha sumado su decimosegundo entorchado en tres años y la ambición, lejos de decrecer, aumenta. Ahora, el próximo objetivo será el Mundialito de Clubes, previsiblemente frente al Santos de Brasil. Guste o no guste, lo cierto es que Guardiola ha sabido conjuntar a la perfección a las grandes estrellas con las promesas de la cantera. Claro que el míster blaugrana ha cometido errores, como empecinarse en los fichajes de un tal Chigrinsky e Ibrahimovic, al que se trajo en sustitución de un tal Etoo, pero esas dos pequeñas máculas no pueden empañar lo que es un trienio glorioso y que apunta ya a un cuatrienio.

Ahora mismo no hay quien pueda discutir la hegemonía de los blaugrana. Ni los millones de Florentino Pérez pueden frenar el poderío del Barcelona porque, sencillamente, están los mejores en la acera de Nou Camp. Es verdad que el Real Madrid se ha aproximado algo, pero no es suficiente. Cristiano Ronaldo puede ser un jugadorazo, pero le faltan piezas a su alrededor para conseguir estar a la altura de los catalanes. En competiciones cortas, es posible, tal y como pasó en la Copa del Rey, que el Barcelona quede eliminado. Los dos últimos años fue eliminado por el Sevilla y en la pasada campaña cayó en la final contra los merengues.

La entidad madridista debe hacerse a la idea de que el depósito del Barcelona va a dar para mucho aún, posiblemente dos o tres años más en los que coleccionará unos cuantos títulos. La clave será no tanto fichar grandes nombres, sino mimar la cantera, tal y como está haciendo el propio equipo de Guardiola. Tal y como ha venido siendo la actitud del Real Madrid con sus promesas, nadie pone en tela de juicio que si los Messi, Busquets, Iniesta, Xaxi, Puyol, Piqué, Pedro o Valdés hubiesen sido producto de los filiales blancos, hoy estarían jugando en cualquier equipo menos en el Real Madrid. Los hechos hablan por sí solos (Juan Carlos, Mateos, Sarabia, Negredo, Soldado, Portillo, Caminero, Jurado, Losada y así un largo etcétera).

En definitiva, hay que felicitar al Barcelona por su buenhacer de estos últimos tiempos, en especial a un técnico que ha sabido mantener la compostura, que no ha tenido notables salidas de pata de banco y al que determinada prensa escruta hasta el detalle todas sus palabras para ver si puede empezar a moverle de su pedestal. Hasta en eso, lo tienen claro sus detractores. En la celebración de la Supercopa acalló a quienes empezaron a meterse con el Madrid y con Mourinho. Esa es la diferencia entre un caballero y un barriobajero de Setúbal.

Más tiesos que la mojama

20110828094125-locutor-273x300.gif

La Liga de Fútbol Profesional, es decir los clubes de Primera y Segunda División, están más tiesos que la mojama. Se han gastado lo que no está en los escritos, han dilapidado hasta el último céntimo de los supuestamente onerosos contratos de los operadores televisivos y ahora, cuales auténticos pirañas, pretenden seguir sacando parné de donde sea y su objetivo no es otro que las emisoras de radio a las que no se va a dejar entrar en los estadios para poder informar de los partidos, salvo que paguen un canon que viene a ser de unos cuantos millones de euros, el chocolate del loro para la LFP, pero una auténtica puñalada para las emisoras.

Es verdad, podría convenir con ustedes, que la LFP es, en cierta medida un negocio privado, un coto que se puede cerrar a gusto de consumidor, y que, por tanto, el dueño del cotarro junto con el resto de socios (los clubes) pueden esgrimir el derecho de admisión o, mejor dicho, el cobro de la entrada, igual que cuando uno quiere entrar en una discoteca y sólo tienes dos alternativas; camelarte al portero o pasar por taquilla. Ayer, muchas radios tuvieron que rascarse el bolsillo, pagar la entrada y tirar de móvil para hacer llegar a los aficionados las vicisitudes que acontecían sobre el césped de los diferentes estadios.

Sin embargo, y aquí viene lo chocante, ¿desde cuándo un negocio privado cuenta con la necesaria distracción de recursos públicos? Me refiero a que un acontecimiento de este tipo conlleva que haya que cortar calles anexas a los recintos deportivos, policía local para controlar el tráfico, agentes nacionales para velar por la seguridad de los ciudadanos o efectivos de la Cruz Roja. Es sumamente hilarante que quien habla de que su chiringuito, la LFP, es privado, no le haga ascos, precisamente, a contar con los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad para mantener el necesario orden.

Resulta evidente que la cacicada y el patadón a la libertad de expresión y el derecho a la información acabará siendo resuelta por un juez de manera favorable a los medios de comunicación. El campeonato de liga no es la competición de chapas que puedo hacer en mi casa o la timba que organizamos diariamente en los bajos fondos de Chueca. Luz y taquígrafos o, si no, que esta gente se busque la vida para organizar las seguridad dentro y fuera del estadio y, sobre todo, que dejen de vivir, por ejemplo, de las quinielas. Lo que está claro, insisto en la idea inicial, es que se han fumado todo el pastizal de las televisiones y ya no saben de dónde sacar. Tal vez sea el momento de apostar por la cantera y no robarle a las radios la cartera.

Ya sacarán de nuevo los trajes

20110829104307-barreda.jpg

Ya sacarán a colación los tres trajes, ya lo verán ustedes. Asistimos estos días a una serie de informaciones sobre las malas artes de José María Barreda, ex presidente de la Junta de Castilla La Mancha, y su cohorte de altos cargos que, como temían ser pillados en la innoble tarea de haber repartido prebendas a diestro y siniestro, sobre todo a los amigos de lo último, optaron por hacer una limpieza a conciencia de los equipos informáticos, borrando bases de datos, informaciones vitales sobre las subvenciones y ayudas concedidas y otra serie de chanchullos que costará sacar a la superficie, aunque el ‘crimen’ cometido ya es innegable porque los expertos telemáticos ya han conseguido demostrar que hubo una purga masiva e indiscriminada de archivos (bueno, más bien discriminada porque en todo momento se supo qué datos había que eliminar antes de dejar los mullidos sillones de la Junta).

Lo paradójico de este país llamado España es que somos capaces de asistir al linchamiento mediático del ex presidente Camps, al que empuran por tres trajes, algo que aún está por demostrar en la parcela judicial, y en cambio vemos como ese mismo tribunal informativo es capaz de echar toneladas de arena para tapar las veleidades y los mangoneos diversos de un Barreda que, sin ir más lejos, tiene en su poder no sé cuántos teléfonos móviles de alta gama y que no está dispuesto a devolver, a pesar de que quienes han pagado los terminales son todos los ciudadanos de Castilla-La Mancha. Eso sí, ya sacarán cuando consideren preciso los tres trajes a la escena informativa.

Aquí se le piden responsabilidades a un mandatario por tres prendas, se le fuerza (por la presión de determinados medios) a dimitir, pero nos hacemos los locos con un señor que ha dejado las arcas de su comunidad más tiesas que la mojama. No hay un solo céntimo en la caja, sólo se encuentran facturas de impagos, contratos blindados a gente cuyo único mérito era el de tener en la boca el carné del PSOE y encima se quiere echar la culpa de la huelga de las farmacias manchegas al nuevo gobierno de María Dolores de Cospedal. De verdad, hace falta tener cara y mostrarla tan poco, porque desde luego el señor Barreda está bastante callado en este asunto.

Desde luego, que nadie pretenda ver una defensa encendida del señor Camps al que, si es verdad que esos trajes suponen un cohecho, que pague como debe ser, con una inhabilitación para todo cargo público, pero no obviemos lo evidente, que tres trajes no han supuesto la ruina de los valencianos y sí en cambio las malas praxis de Barreda y asociados han dejado a la Comunidad de Castilla-La Mancha como un verdadero solar, un páramo de desolación económica donde no está asegurado a día de hoy ni el pago a los funcionarios más modestos.

Con todo esto, hace falta una reforma decidida y valiente de nuestro Código Penal para que las acciones de los políticos dejen de quedar impunes y sobre todo dilatadas en el tiempo a la espera de que prescriban. Quien malversa, quien dilapida sin criterio y sin razón, que abone de su bolsillo lo despilfarrado y si no, al talego, pero no es de recibo, por ejemplo, encontrarnos a fecha de hoy que el presidente de los GAL, de los Fondos Reservados y de las corrupciones varias sea uno de los hombres más ricos del planeta y además asesor-consejero de determinadas empresas. Mal ejemplo estamos dando a los buenos principios y a la honradez.

La de la censura la tiene dura (la cara)

20110830092123-el-censor-l-1.jpeg

Conozco a pocos periodistas o profesionales de los medios de comunicación en Tenerife que no tengan complejos ni trabas a la hora de decir lo que piensan, a pesar de que ello puede acarrearles una cerrazón publicitaria por parte de determinadas corporaciones. He sido testigo de vetos conservadores a un gran amigo como lo es Gonzalo Castañeda, en Es Radio Pulso, por contar y cantar las cosas tal y como son, sin versiones edulcoradas de los hechos y eso sé que no gusta en determinados ámbitos, pero ahí ha seguido el responsable de la emisora asociada de Jiménez Losantos porque la verdad es el patrimonio del comunicador. Y lo mismo podría decir de otro gran colega, Ángel Suárez, al que también han tratado de dirigirle y de colarle entrevistas pastelosas y él, con un fino criterio, ha hecho lo que le dictaba la conciencia, es decir, lo que le daba la real gana, para disgusto de quien creía que iba a tiro hecho.

Pues bien, ahora la china de la censura parece que le toca bien de cerca de los compañeros de El Blogo Feroz, ese invento on line surgido del magín de Paco Almagro y con la magistral dirección de Carmen Ruano. Y es que un ayuntamiento de los importantes de Tenerife, es decir, descarten La Guancha, El Tanque, Fasnia, El Rosario o Los Silos, está que trina con las informaciones que se han vertido en este digital. No gusta que se sepan determinados asuntos y se ha emprendido una caza de brujas para cargarse la correa de transmisión y, en último extremo, poner al medio a los pies de los caballos.

La pista que dan tanto Almagro como Ruano para detectar de qué consistorio se trata es más que evidente, y no sólo ayuda a saber que se trata de una mujer la que tiene encomendadas las tareas de comunicación de la corporación, lo que pasa es que no voy a dar tampoco una ayuda suplementaria al enemigo (en este caso la enemiga). Nada, mi niña, a darle vueltas al coco, que quizá te traerá más beneficios que estar intrigando sobre quién filtró tal o cual noticia, chisme, cotilleo o nadería.

Lamentablemente, hay aspectos que no cambian en la vida. Así se celebren 20 elecciones, determinadas actitudes son inmutables. La prensa, al menos en el ámbito que yo he tenido oportunidad de vivir durante más de una década, está sometida a los caprichos del cacique de turno que, además, coloca para esos puestos a tipos mucho más caciques aún. A mi modo de ver las cosas, sólo se salva el gabinete de prensa del Cabildo de Tenerife, aunque también ha tenido sus más y sus menos con aquellos periodistas que no terminaban de bailarle el agua a Ronald Mac Donald.

En fin, igual hay que seguir esperando a que críen malvas para empezar a observar una madurez en el comportamiento de determinados cancerberos que son nombrados censores de prensa para que dejen de actuar como auténticos sicarios y represores de la libertad informativa. Al final, salvo excepciones contadas, los mejores jefes de prensa están en el ámbito privado o en instituciones menos políticas (Leopoldo Pérez en el Colegio Oficial de Médicos). Eso sí, aquí no entra el esbirro de oro del Callejón del Combate, que ahora estará feliz de la vida viendo como la LFP ha censurado a los compañeros de la radio, su sueño dorado.

Regeneración

20110831084609-regeneracioniiii560-560x280.jpg

Si nuestro sistema electoral funcionase como una única circunscripción, ganaría el partido que proponga cuestiones que son de cajón. España no puede permitirse un segundo más seguir con las veleidades de un socialismo que, fíjense ustedes, hasta su futuro más inmediato, Rubalcaba, se duerme en una sesión parlamentaria y le dice al presidente jubilado-en funciones, ZParo, que se va a tomar un café a ver si se despierta. Ese gesto resume sobradamente a lo que se ha dedicado un partido durante casi ocho años, a intentar adormecer a la población, a dejarla atontada como si la hubiesen obligado a ingerir una tortilla de tranquimazines, y ellos, los del PSOE, a hacer y deshacer a sus anchas.

Entiendo que la alternativa al PSOE, simplemente por una cuestión de lógica aplastante, es el PP, pero no por los méritos que haya contraído precisamente Mariano Rajoy, al que le cuesta mucho pronunciarse sobre determinados aspectos o su malévola afición a no hacer declaraciones durante muchos días, tal y como ha quedado constatado en las hemerotecas, videotecas y fonotecas, a pesar de haber asuntos de gran trascendencia para una España que él aspira a gobernar y que sin duda lo hará porque hace ya mucho tiempo que el socialismo no es que esté amortizado, sino amortajado, enterrado y hasta pasado por el crematorio.

Sin embargo, bien haría el líder popular y su equipo de campaña en tomar ideas de formaciones más pequeñas, pero con una voluntad de hierro, que proponen y propugnan cuestiones que son razonables, máxime en la situación de crisis económica en la que nos hallamos. De hecho, esa formación tiene un nombre que responde perfectamente a lo que necesitamos en España, Regeneración, y no es nada revolucionario lo que pide, sino algo normal, de sentido común, hacer que nuestro amado país empiece a desprenderse del lastre de los gastos superfluos que nos han abocado a este marasmo de deudas y de intervención de facto por parte de quienes cortan el bacalao en la Unión Europea, es decir Francia y Alemania.

Tenemos que empezar por erradicar los coches oficiales que, al punto al que habíamos llegado, el ujier de menor rango también lo disfrutaba. Fuera teléfonos móviles de contrato pagados con nuestros impuestos, adelgazar la administración de tal manera que sólo queden los ministerios esenciales, es decir Hacienda, Sanidad, Empleo, Interior, Exterior y Educación. Fusionar Industria con Empleo y hacer lo propio con Cultura en la parcela educativa. Por supuesto, fulminar de raíz tanto secretario y subsecretario de Estado, así como las innumerables direcciones generales. Eso nos llevaría a no necesitar tanto edificio público, es decir, más pasta que nos ahorraríamos.

Después, progresiva recuperación de competencias, en especial en educación y sanidad hasta conseguir que las autonomías acaben siendo un ente innecesario y, por supuesto, apostar por una administración electrónica, acabar con el ejército de millones de funcionarios y dejar únicamente a los que sean precisos que, además, deben cumplir el requisito de haber superado el proceso selectivo o, lo que es lo mismo, prohibir por ley a los eventuales, interinos o a los que se coloca como personal de confianza con suntuosos gastos salariales. Eso se tiene que acabar y, digo yo, tampoco son cuestiones traumáticas, aunque está claro que el poder del anillo (es decir, el del despachito) coloca y mucho. Lo malo es que el coloque se lo pagamos entre todos los ciudadanos y ya está bien de tanto parásito que vive a costa del erario público mientras cinco millones de parados no tienen ni un triste mendrugo que llevarse a la boca.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris